Excite

Cómo ahorrar con nuestra tarjeta de crédito

Prácticamente todo el mundo posee ya una tarjeta de crédito con la que paga sus compras en el supermercado, reserva una habitación en un hotel o compra un billete de avión. Un uso incontrolado de la misma puede suponer una deuda considerable, pero siguiendo una serie de pautas es posible ahorrar con la tarjeta de crédito.

Pautas

No pagar por ella es el primer paso para ahorrar con la tarjeta de crédito. La mayoría de entidades bancarias ofrecen las tarjetas de forma gratuita simplemente domiciliando la nómina. Algunas incluso permiten esta opción simplemente teniendo una cuenta abierta.

Otro paso fundamental para ahorrar usando nuestra tarjeta de crédito es pagar las deudas mensualmente. Si aplazamos los pagos, los intereses aumentarán y el montante a devolver será mayor, por lo que el ahorro será imposible. Existen tarjetas que sólo permiten pagar mensualmente un porcentaje de la deuda, por lo que habrá que evitarlas. Es el caso de la Visa Hop! del Banco Popular.

La disciplina también es muy importante. Hay que controlar el gasto que realizamos si no queremos llevarnos una sorpresa y comprobar que debemos más de lo que podemos pagar. Hay que comprobar siempre los extractos de las compras y guardarlos para organizar nuestra contabilidad personal de manera eficiente.

La posibilidad de devolver las compras es otra característica que debemos buscar en una tarjeta de crédito. Tarjetas como la Visa Oro de ING o la Visa Fnac ofrecen esta posibilidad, no obligando a quedarse con una compra hecha de manera impulsiva.

Otra característica interesante es la de acumular puntos. La Visa Oro de ING, por ejemplo, ofrece devoluciones del 3 % en gasolineras GALP y del 2 % en estaciones de servicio de BP, lo que nos permitirá ahorrar en combustible. La Mastercard Iberia Max por su parte ofrece vuelos de ida y vuelta al solicitar la tarjeta, consiguiendo un viaje adicional cada 5.000 euros gastados.

Sólo una tarjeta

Por último, para ahorrar con la tarjeta de crédito es recomendable tener sólo una. Tener más de una puede provocar que nos endeudemos más de la cuenta sin darnos cuenta, por lo que disponiendo de sólo una tarjeta podremos controlar mejor el balance de lo que debemos a nuestro banco.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017