Excite

Berlusconi niega la crisis que atraviesa Italia

  • Foto:
  • america.infobae.com

El primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, ha asegurado en su comparecencia ante la Cámara Baja de su país que Italia no tiene nada que temer ante la crisis y que él confía en la robustez de su economía. Berlusconi, que habló sobre el temporal financiero y económico que lleva a un mes extenuando al país, aseguró que los bancos italianos se han mostrado resistentes, las familias del país han ahorrado más que en otras naciones y el déficit es menor de lo que desde el Ejecutivo italiano se había imaginado.

En palabras del líder italiano esta buena situación económica se debe en gran medida a la buena acogida que tuvo en las instituciones comunitarias la ley de recortes de su Gobierno. Una opinión que no comparte ninguno de los partidos de la oposición, que recordaron a Berlusconi que el mercado arroja una realidad muy diferente a la que él presenta, y que la presión sobre Italia aumenta cada día más, a pesar de la aprobación del plan de 80.000 millones entre recortes y subidas de impuestos.

Pierluigi Bersani, líder de la mayor fuerza de oposición, el Partido Democrático, fue el primero en mostrar su indignación por las palabras de Berlusconi asegurando que el primer ministro se ríe de toda Italia negando la realidad e intentando venderles un cielo azul lleno de optimismo que no existe. Bersani, que pidió además el adelanto electoral o un nuevo Ejecutivo de unidad nacional, fue aplaudido por todo el hemiciclo, que se mostró sorprendido por el animado discurso pronunciado por Berlusconi.

Por su parte, la prensa italiana también se ha hecho eco del exceso de ánimo en las palabras del primer ministro. Incluso los medios más complacientes con Berlusconi se quejaban de que el líder italiano no haya abierto la boca hasta que los toques del presidente de la República y las cifras negras de Bolsa y el Tesoro lo hayan obligado a ello. La prensa, que se mostró indignada por la situación de Italia, no dudó además en recordar el escándalo que debilita al ministro de Economía del actual presidente, cuya credibilidad se ha comprometido desde que, la semana pasada, admitiera haber pagado en negro 8.000 euros por el alquiler de un piso en Roma a través de brazo derecho investigado por corrupción.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017