Excite

El negocio inmobiliario en España ha caído un 75% desde el comienzo de la crisis

  • Getty Images

Años atrás, antes del estallido de la conocida como 'burbuja inmobiliaria' se decía que la inversión en vivenda era la más segura que existía, ya que el precio de los bienes inmuebles nunca bajaba. Esta afirmación resultó ser falsa y hay quien firmó hace años una hipoteca de por vida en base a ésta, más si cabe si se tiene en cuenta que el negocio inmobiliario cayó un 11% en España y un 75% desde que comenzó la crisis.

Así, según los datos de la consultora DBK, las inmobiliarias movieron en España el año pasado un volumen de negocio de 1.100 millones de euros, tan solo una cuarta parte de lo que consiguieron seis años atrás, cuando la cifra llegaba a los 4.000 millones de euros al año. A pesar del retroceso de entorno al 11% de este año, no es un mal dato si se compara con la caída del 26% que se experimentó en 2011.

La coyuntura actual, marcada por la alta tasa de paro, los recortes en los salarios y el difícil acceso a un crédito hipotecario, hacen que el negocio inmobiliario se encuentre en una espiral de decadencia de la que es difícil salir, puesto que la compra de una vivienda en España, a pesar de ser más barata que años atrás, es mucho más difícil.

El informe de la consultora también apunta que durante los primeros nueve meses de 2012 se vendieron un 5% menos de viviendas respecto al año anterior y que el precio medio de adquisición fue un 11,5% menor que el de 2011. Por último, se apunta a un nuevo descenso de los ingresos de las inmobiliarias en 2013, ya que el año pasado fue el último en el que se podía desgravar la compra de una vivienda y a que el IVA por la compra de vivienda nueva sube del 4% al 10%.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017