Excite

Expectativas de las Letras del Tesoro para 2014

Dentro del abundante mercado inversor, las letras del Tesoro ocupan una buena posición entre los inversores más conservadores, por diferentes motivos. Uno de ellos es su ausencia de riesgo, pues es segura la recuperación del capital más un interés de antemano conocido. Su escasa volatilidad, pues se trata de valores a corto plazo que apenas dan tiempo a fluctuaciones, y su facilidad de adquisición, tanto en entidad bancaria como online, dan un gran atractivo a esta tradicional fórmula inversora. No obstante, para determinados perfiles económicos se quedan cortas por su escasa rentabilidad y liquidez, es decir, bajos intereses e indisponibilidad del dinero antes de su vencimiento.

Las expectativas de las letras del tesoro para 2014 no les colocan precisamente en una de las mejores situaciones según está evolucionando el año.

Un a corto plazo no muy boyante para las letras del Tesoro

El presente año no arrancó de manera favorable para los ahorradores tradicionales, como consecuencia del anuncio a finales de 2013 del descenso del precio del dinero, que provocó la rápida reacción a la baja de los productos de ahorro por parte de las entidades financieras.

Futuro inmediato de la deuda pública

En estos momentos, si la comparamos con las rentabilidades de los depósitos, la deuda del Estado queda en un plano inferior. Para 2014 se prevé que el volumen de financiación supere al del año pasado por la acumulación de vencimientos de deuda que debe afrontar el erario público. Ello tiene como consecuencia un montante de emisión de deuda pública de 7.000 millones de euros menos que el pasado ejercicio. La cantidad de emisiones brutas se obtiene en base a una serie de factores como las necesidades de financiación neta del Estado y los vencimientos a medio y largo plazo.

No obstante, el progresivo avance en la calificación crediticia que otorgan a España las agencias especializadas (Moody´s, Standard & Pool, etc.), da al Tesoro cierta ventaja en los mercados financieros. Ello se ha traducido en que España ha podido recuperar las modalidades de financiación perdidas cuando la prima de riesgo española estaba en su climax, e incluso es posible incrementar el catálogo de productos financieros.

Expectativas de las letras del tesoro para 2014

El tipo de interés de las Letras del Tesoro a 12 meses de la última subasta quedó en el 0,628 %, lo que supone un mínimo histórico para un producto muy valorado en el mercado por los ahorradores más conservadores. Lo peor es que los indicadores financieros no presagian una recuperación a pocos meses vista.

En 2014, los vencimientos se concentran en los meses de enero, abril, julio y octubre, momentos en los que el Tesoro ha de afrontar pagos mensuales de cuantía superior a 20.000 millones de euros. Las letras del Tesoro que vencen a lo largo del año se refinanciarán con otras, no incrementándose las letras circulantes en el presente año.

De momento, pocas alegrías

No puede decirse que las expectativas de las letras del Tesoro para 2014 sean especialmente halagüeñas, visto el nuevo suelo histórico que ha arrojado como resultado la última subasta del Tesoro público. En consecuencia, quien prefiera mantener las constantes vitales en absoluta calma, puede seguir teniendo una buena opción en la inversión en letras del Tesoro, pero quienes busquen una rentabilidad algo más sugerente deberán dirigir sus miras hacia otros productos financieros en mejor estado de salud.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2018