Excite

¿Cómo me afecta como cliente la fusión de Bankia y Caixabank?

Como todo parece indicar, CaixaBank y Bankia se fusionarán en una sola entidad dando lugar a la entidad financiera más grande de España, superando así a BBVA y Banco Santander en activos dentro de nuestro país, pero no así a nivel global, puesto que el nuevo banco resultante de la unión será más débil a nivel internacional que los anteriormente mencionados. En los medios generalistas se ha dado una amplia cobertura a este asunto dando todo tipo de datos macroeconómicos, hablando sobre la composición del nuevo Consejo de Administración y tratando la polémica sobre la ubicación de la futura sede del conglomerado resultante, que finalmente tendrá lugar en Valencia, acabando así con la dicotomía Madrid-Barcelona. No obstante, lo que no ha tenido tanto calado en prensa y televisión es en qué medida afectará a sus 22 millones de clientes, a quienes preocupa una posible subida de comisiones, así como posibles trámites a llevar a cabo para mantener sus ahorros y tarjetas de crédito.

¿Conservaré mi número de cuenta?

Seguramente, y aunque no lo sepas, ya alguna vez has cambiado de número de cuenta corriente y no te habías dado cuenta, puesto que con el proceso de reestructuración de la banca española llevado a cabo en los últimos años, muchas oficinas han echado el cierre, obligando a trasladar todos sus activos a otros establecimientos que sigan en activo, obligando así a cambiar los números de cuenta de las oficinas afectadas para asignarles uno nuevo. Así, si eres cliente de Bankia o CaixaBank, no será necesario cambiar tus domicilaciones si te cambian el número de cuenta, puesto que automáticamente, los cargos se facturarán sin ser necesario ningún tipo de trámite entre el proveedor de servicios y el cliente bancario.

Subida de comisiones

Otro de los asuntos que más preocupan a los clientes de la entidad resultante es la posible subida de comisiones, en tanto en cuanto al estrecharse el número de operadores bancarios en el mercado, éstos tienen la posibilidad de cobrar más a sus clientes, ya que éstos tienen menos oferta donde elegir.

Tanto las comisiones por servicios y/o mantenimiento, como las condiciones de los depósitos, tarjetas de crédito y de débito, así como los planes de pensiones, podrán cambiar sus condiciones siempre que se notifique convenientemente al usuario. De este modo, se espera que los clientes de la nueva entidad bancaria se vean perjudicados en este sentido, puesto que la coyuntura actual así como el precio del dinero invitan a un empeoramiento de las condiciones.

¿Qué pasa con mi hipoteca o mi préstamo

En este sentido, los clientes de Bankia y CaixaBank pueden respirar tranquilos, puesto que el banco resultante de su fusión se ve obligado a respetar las condiciones en las que el préstamo fue suscrito en su día, algo que beneficiará a quienes lo suscribieron en condiciones ventajosas hace unos años, que distan mucho de las que ofrecen hoy día la mayoría de los bancos que operan en territorio nacional. Así, el banco respetará los tipos de interés y plazos pactados con el cliente en el momento de la firma del crédito.

Cajeros

En lo que respecta a la red de cajeros de ambas entidades, el nuevo banco tendrá muy posiblemente un número inferior a la suma de unidades de Bankia y CaixaBank por separado, ya que uno de los principales y primeros objetivos de su integración es evitar la duplicidad de oficinas, algo que afectará, como no podría ser de otra forma, a los cajeros que albergan.

En cualquier caso, esto no afectará a corto o a medio plazo a los clientes de la nueva entidad, puesto que se mantendrá una red de cajeros lo suficientemente amplia como para dar cobertura a las necesidades futuras, a pesar de que el uso del dinero en efectivo está en caída libre tanto por la pandemia como por el avance de las tecnologías que permiten el pago con tarjeta de forma más cómoda

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2020