Excite

Las ayudas a la compra deben declararse a Hacienda

Las ayudas a la compra concedidas por las administraciones públicas deben registrarse en la declaración de la renta como un ingreso más. La Agencia Tributaria y el REAF (Registro de Economistas Asesores Fiscales) no se cansan de repetirlo ante la posibilidad de que a algún contribuyente se le olvide consignarlo.

No se trata de una medida nueva, insisten, sino de recordar que la legislación obliga a tributar por las ayudas a la compra como por el resto de ingresos. Sólo se salvan de ello las ayudas que especifiquen la exención en sus propias bases.

El objetivo de los mensajes oficiales es concienciar a los beneficiarios de ayudas a la compra como el Plan 2000E, al que en 2009 se acogieron 280.000 personas. Todos ellos deberán tributar la parte aportada por los entes públicos, es decir, los 500 euros del Gobierno estatal y los 500 de las comunidades.

Aquellos que tengan unos ingresos de entre 5.050 euros y 17.360 euros deberán abonar un 24% de dicho importe, mientras que el siguiente tramo fiscal (17.360 a 32.360) llegará al 28%. Hasta los 52.360 euros el porcentaje se va hasta el 37%, coronando en un 43% para las rentas más altas.

Las ayudas para el alquiler de viviendas para jóvenes y otras ayudas a la compra, como las subvenciones para adquirir vivienda, también tienen que tributar con el resto de renta general. Lo mismo ocurre con los regalos que las entidades bancarias ofrecen a sus clientes por suscribir un depósito o abrir un plan de pensiones.

Imagen: AutoMotoConso.com en picasa.com

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2014