Excite

¿Qué hacer con las equivocaciones, fallos y olvidos en la Renta 2014?

  • © Getty Images

La declaración de la Renta es una de las obligaciones que más quebraderos de cabeza trae, y no solo cuando el resultado sale a ingresar.

Es bastante común cometer algún error u olvido al rellenar los impresos, pero la mayoría de ellos tiene solución. En principio, como explican en Inversión & Finanzas, cabe distinguir entre errores de hecho y de derecho. Los primeros son los referidos a datos incorrectos, por ejemplo en el código postal o en la dirección, y su corrección no tiene mayores consecuencias. Los segundos, los de derecho, son los de los datos económicos en sí, como poner un valor erróneo en los ingresos u olvidarse de anotar algún gasto.

En cuanto a cuándo hacer las correcciones, se pueden efectuar en cualquier momento antes de terminar el plazo (último día de junio), pues la declaración con los datos corregidos toma precedencia sobre la anterior. Sin embargo, en las declaraciones a devolver, es recomendable esperar a que termine el plazo y presentar después una rectificación, para evitar posibles problemas de cruces de la nueva declaración con una devolución en curso, por ejemplo.

Algunas rectificaciones simplemente no están permitidas, por lo que es recomendable prestar especial atención al rellenar los impresos. Se trata de la elección entre tribulación individual o conjunta (unos casos son más beneficiosos que otros), la reinversión por vivienda habitual (hay que marcar la casilla para que la ganancia quede exenta) y las operaciones a plazo, en el que se puede repartir las ganancias de ventas de activos (como acciones, por ejemplo) entre varios años, pero solo si se marca la casilla correspondiente.

En los otros casos en que sí se puede hacer una rectificación, el plazo es de cuatro años. Hacienda tomará en cuenta los datos nuevos y procederá a devolver lo ingresado de más o a cobrar lo ingresado de menos. En este último caso, Hacienda cobrará recargo: 5% si se corrige antes de tres meses, 10% si se tarda hasta seis meses, 15% si es menos de un año y 20% si sobrepasa el año. En este último caso, además, Hacienda se cobrará un 5% en intereses de demora.

Fotogalería: ¿Para qué sirven los impuestos y qué se paga con ellos?

Pero atención, todo esto se aplica cuando se trata de presentación de las rectificaciones de la declaración de forma voluntaria. Si es la propia Agencia Tributaria la que detecta el error, estamos ante la llamada “paralela” y, aparte de los intereses de demora, se impondrá una sanción.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017