Excite

Retirar los ahorros del banco: ¿sirve para algo?

Una de las medidas que más se escucha en tiempos de crisis económica es la de retirar los ahorros del banco para que, en el caso de una posible congelación de las cuentas, se tenga liquidez siempre a mano. Esta acción tiene diferentes repercusiones y no siempre son las deseadas por lo que habría que tomarla con mucha cautela.

Nada recomendable

El hecho de retirar los ahorros del banco se realiza como medida preventiva. Por un lado evitar que no podamos acceder a nuestro capital una vez que el gobierno ha impuesto barreras de salida. La otra es que las entidades financieras lo sigan derrochando y sigan endeudándose más.

Si todos los españoles sacáramos nuestro dinero de las corporaciones que lo guardan se llegaría a la quiebra bancaria.

Esto supondría que el dinero no circularía y sería terrible para la macroeconomía. Por ejemplo para pymes que tienen que pagar a sus trabajadores, para los ayuntamientos y otras organizaciones públicas, para ONG...serían las entidades que no tendrían liquidez.

Sin embargo los bancos seguirían teniendo dinero. ¿El motivo? Por un lado que sería muy difícil que las empresas sacaran su dinero, porque tienen grandes cantidades que no podrían guardar bajo un colchón.

Pero además el billete de 5,10 o de 500 euros solo tienen valor abstracto, los materiales con los que está realizado no valen eso como sí pudieran hacerlo una moneda de plata o de oro.

En una hipotética situación de que todo el mundo sacara el dinero del banco se daría una fuerte erosión de los ahorros. El motivo es el aumento de la inflación, que haría que nuestro capital valiera cada vez menos.

Nuestro dinero no generaría beneficios dentro del banco. Además se podría encontrar con problemas de hurto o robo, que el dinero desaparezca, humedades, incendio...y nadie lo podría respaldar, ni el gobierno ni un seguro.

¿Y si la quiero cancelar?

Si finalmente decidimos retirar todos los ahorros del banco debemos saber que nos quedamos sin la seguridad que nos da el gobierno de hasta 100.000 euros. Tendremos que acudir a donde abrimos la cuenta e informar que queremos cerrarla.

Allí nos comentarán cuáles son los trámites de esa entidad. Hay algunos bancos que solicitan un escrito, otros vale con presentar un documento de identidad y presentarse delante de un trabajador del banco o del gerente de la sucursal.

Habrá que comprobar que no existen créditos ni deudas por pagar, en el caso de que sea así habrá que abonarlas. También hay que comprobar los contratos de permanencia y saber si nos podemos dar de baja sin tener que pagar una multa.

Lo que sí tendremos que pagar son los gastos de gestión del cierre de la cuenta. Cuando hayamos retirado el dinero y cancelado la cuenta, habrá que pedir un comprobante de dicha acción. A veces se puede confundir y sigue la cuenta abierta pero con 0 euros, lo que nos puede deparar números rojos por mantenerla abierta.

Buscar un banco ético o repartir el dinero

La acción de retirar los ahorros del banco no servirá para intimidir a los bancos ni tampoco para solucionar la crisis. Pero existen alternativas para evitar perder nuestros ahorros. Uno es abrir cuentas en varios bancos, para que si uno cae, sigamos teniendo dinero en otros.

En el caso de que nuestro interés no solo sea evitar perder dinero sino también seguir nuestra conciencia, la mejor opción es buscar un banco ético.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017