Excite

Soluciones bancarias para la financiación de empresas

Que la crisis haya golpeado la economía no significa que toda la actividad empresarial haya desaparecido. Pequeñas y medianas empresas tratan de salir adelante e incluso se han abierto nuevos negocios. Para todos ellos resulta clave garantizar la financiación de sus empresas.

Porque agotados los recursos propios, muchas compañías dependen de la financiación externa para proseguir con sus actividades. El Gobierno, a través del ICO, ha tratado de estimular las líneas de crédito público pero la iniciativa no ha sido suficiente.

Las entidades bancarias, aunque han endurecido sus condiciones, siguen ofreciendo productos interesantes para la financiación de empresas. Las más habituales son las líneas de crédito, que suponen un balón de oxígeno en cuanto a recursos a los que acceder durante un determinado periodo de tiempo.

Del mismo modo, los préstamos son otra de las fuentes básicas de financiación de empresas, aunque las garantías exigidas en la actualidad son muy elevadas. El descuento bancario es otra herramienta habitual para obtener efectivo en el corto plazo, ya que se basa en el adelanto del importe de documentos de crédito como talones o pagarés.

Además de estos recursos generales, existen otras vías de financiación de empresas. Un ejemplo es el Factoring o anticipo de facturas, por el que la entidad se encarga de cobrar nuestras facturas y nos anticipa el importe.

El Confirming es un mecanismo indirecto de financiación de empresas que permite gestionar el pago de las compras mediante la entidad financiera. Otras vías de financiación indirecta son el leasing y el renting.

Imagen: DSR en picasa.com

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2014